Tropo 307: La filología

“Hacemos filología de mentira”. Por ese motivo he destinado parte de la tarde del 28 de febrero de 2020 a analizar el vocalismo átono y el vocalismo tónico así como el betacismo, efes iniciales latinas, sibilantes y situaciones de eñes en textos que hoy no lee ni… Pero a mí me ocurre que cuando más estudio, más quiero saber, y por ende -marcador pendante donde los haya- estás a estas horas leyendo bibliografías (¡sí, bibliografías!) sobre fonología, comentarios filológicos y libros que tratan cómo del latín pasamos al castellano en tres pispás, culto, vulgar y castellano. Y aquí estás, que has parado para escribir este tropo, pero vas a seguir controlceando y controluveando un ratito más en Iberlibro, en el buscador de dos bibliotecas, en la de la pública y la de la UJA piruja. Y mañana a la librería a ver si tienen Del español al latín de un tal Lloyd. En Gredos. Ojalá.

La filología no es mentira sino apasionante. Pregúntamelo, que te lo repito: muy apasionante.