Tropo 177: Coetzee sobre Faulkner

Coetzee sobre Faulkner: “La facilidad con que embaucó a la buena gente de Oxford, sostiene Karl, le demostró a Faulkner que una mentira, si es ingeniosa y se expone de manera convincente, puede triunfar sobre la verdad, y por tanto que uno puede no solo inventarse una vida, sino ganarse la vida con la fantasía”.

Más adelante, tengo otra apuntada, también extraída de un libro que deberías leer, para que te convencieras de que escribir, escribir bien, escribir muy bien, es una labor, y por ende, un trabajo, un duro trabajo:

“Faulkner revisaba con una tenacidad extraordinaria su propia obra”.

“Tenacidad”. Son estos los sustantivos que me recuerdan, inútilmente, el porqué siempre es mejor leer en el idioma original, en este caso en inglés, que medio chapurrea todo el mundo. No así con el polaco, o el ruso, o el alemán, que solo lo entendía Ortega y Gasset.

El libro, por si tienes algo ahorrado: Las manos de los maestros I, de Coetzee.

Mañana más.