El relojero y La japonesa calva

Hay quien piensa, y por ello se avergüenza, que enseñar y hacerse una fotografía con el libro que te estás leyendo es como sacarte los calzoncillos por la pernera y enseñarlos, o hacerte un selfi con ellos. No se rían. Hay quien piensa que hacerse una fotografía con un libro sobre un fondo de piedra mate, tirando a arena, es mostrar y demostrar cuán pedante se es. Hay quien piensa, por el contrario, que chillar ¡gol! un domingo por la tarde sí es lo más culto a lo que una persona un domingo por la tarde puede llegar a hacer. Yo, por eso, grito ¡gol!, y además, leo. ¿Doblemente culto? Juzguen ustedes.

Hoy les traigo con estas letras dos libros que no he leído pero que les voy a recomendar que compren y que lean. Hoy, con este artículo, me voy a hacer un selfi (se puede escribir selfi, advierto) con dos libros que todavía no he leído. Además, conozco personalmente a ambos autores. Son Emilio Lara y Jesús Tíscar.

Seguir leyendo en LACONTRA (22/OCT/2017)

 

IMG_0326.JPG
La japonesa calva, de Jesús Tíscar (Edaf, 2017)
IMG_0332.JPG
El relojero de la Puerta del Sol, de Emilio Lara (Edhasa, 2017)
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s